viernes, 26 de agosto de 2022

El David de Miguel Ángel ( Florencia )


 Ir a Florencia de viaje y no pasarse por la Galería de la Academia es, al menos a mi modo de ver, casi un pecado... 
Ver el verdadero David es una experiencia que nadie debería perderse... Y no me vale decir que es que habéis visto la copia que hay en la Piazza dalla Signora porque no tiene nada que ver... Aquello es, como bien he dicho, una copia...

El David de Miguel Ángel es una joya del Renacimiento, una escultura de mármol blanco de casi 6 metros de alto y también casi 6 mil kilos de peso que no pasa inadvertida, no sólo por sus dimensiones sino porque parece real... Tus ojos no pueden dejar de mirarla, de recorrer todos sus recovecos... De ver cómo está hecho cada detalle, de pensar que en cualquier momento cobra vida... 

Esta escultura de mármol de Carrara ( uno de los mejores - si no el mejor mármoles del mundo - ) representa al David de la biblia, aquél que luchó contra el gigante Goliath y al que venció; y a Miguel Ángel le costó 2 años darle forma ya que antes de ponerse a trabajar con la pieza de mármol, primero tuvo que hacer bocetos a papel y lápiz, luego esculpirlo en terracota, en cera... Curiosamente no en yeso, como se solía hacer en la época - y a escala real - no se sabe bien porqué. Vamos, que no venció a la mole de mármol tan rápidamente como David venció a Goliath. 

Para esculpirlo, utilizó la técnica del " cincelado sobre varios puntos de vista ", una técnica que le permitía al espectador poder ver y admirar la escultura desde todos los puntos de vista que quisiera, es decir, desde delante, de lado, desde atrás... 



Y la verdad es que lo consiguió porque lo mires por donde lo mires, es, sencillamente, espectacular


Mi impresión personal

Como mujer de letras que soy, una de las asignaturas que me encantaban era la de la Historia del Arte por lo que visitar Florencia era algo que tenía que hacer sí o sí y cuando se me presentó la ocasión de ir con maridín, no la dejé escapar aún sabiendo que iba a agobiarle con mis ratos ensimismada en todas las obras de arte - finalmente no le agobié, o eso creo - . 

Ver el David de Miguel Ángel, algunos cuadros, entre ellos mi favorito: " El nacimiento de Venus " de Sandro Botticelli, etc era algo que me hacía una ilusión tremenda y no me defraudaron. 

Pude ver esta magnífica escultura y observarla muy bien desde todos los ángulos, como así la hizo Miguel Ángel y es cierto que la mires por donde la mires, puedes ver infinitos detalles. 

Me llamó mucho la atención el poder que tenía el artista con su cincel... Y es que no sólo la postura de David impresiona, porque parece que en cualquier momento se vaya a mover, sino también su penetrante mirada, sus fosas nasales algo abiertas - las aletas de la nariz más bien - como si estuviera cogiendo mucho aire  , sus músculos bien marcados y definidos y, sobre todo, sus manos y brazos, en los que se puede ver la tensión de sus ligamentos y entrever las venas... 

Sencillamente IMPRESIONANTE.


Así que, si estáis pensando en ir a Florencia, os animo a que compréis las entradas para poder verlo, vale mucho la pena. 

* Compradlas de antemano on line, porque están muy solicitadas. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres dejarme tu opinión sobre este tema, estaré encantadísima de leerla y porfa, si te sale el cuadrito de verificación de palabras, házmelo saber, teóricamente está desactivado.
Gracias!