martes, 5 de marzo de 2019

Acueducto de Les Ferreres de Tarragona ( Pont del Diable )

Hay veces que tenemos al lado de casa cosas que vemos cada día al pasar y que no reciben nuestra atención porque están dentro de nuestra cotidianeidad ( me acabo de inventar esta palabra? ). 

Una de estas cosas es el Acueducto de Les Ferreres o más conocido por los que aquí vivimos como " El Pont del Diable ", un acueducto romano que se ve desde la autopista y que se nos ha vuelto cotidiano a la vista, haciendo que pase ya casi desapercibido. 

Aprovechando que el fin de semana de Carnaval no había extra escolares y que podíamos estar los 4 juntos, decidimos ir a visitarlo el sábado por la mañana... Siempre viéndolo al pasar y sin haber ido ( excepto la peque, que lo visitó con el cole ).
Hacía muy buen día para ser febrero así que, a la aventura!!!!

Este acueducto está rodeado de bosque por lo que se puede pasear sin problemas, ir a hacer running, pasear con los perros, ir a caballo ( no es broma, hay gente que va a pasear por allí con su caballo ), e incluso podéis ir a pasar el día en familia y comer allí ya que hay un espacio reservado para el merendero.
Pero eso sí, si lo hacéis, sed limpios y recoged toda la basura que hagáis, hay que cuidar el entorno, lleno de fauna y flora autóctona.

El Pont del Diable - se le conoce con este nombre - está a 25 km de lo que es en sí la capital, Tarragona, la que fue la esplendorosa Tarraco , la capital de la provincia llamada Hispania Citerior Tarraconensis, una de las más grandes  de toda la Península durante la época romana. 
Esta distancia pero, no fue un impedimento para los romanos y lo construyeron para así poder llevar agua a la capital. 
Sus 27 metros de alto y sus 217 metros de largo están construidos con un desnivel para que así el agua pudiera fluir hasta la ciudad. Tiene dos niveles en los cuales encontramos 25 arcos en el superior y 11 en el inferior. 

* Se puede caminar por su parte superior pero con mucha precaución. 



La leyenda del " Pont del Diable " 


« En tiempos de la dominación romana y ante la necesidad de que sufría Tarragona de agua, fue necesario construir un acueducto para unir dos cerros separados por una profunda torrentera.

La construcción iba adelante y cuando ya estaban listas las dos hileras de arcadas, las fuertes vientos y la furia de las tormentas derribaron el puente. El maestro constructor al ver el derribo del puente dijo desesperado que tan sólo el demonio podía hacer un puente de mil años de duración. Hecha esta afirmación se le presentó de repente Satanás y le dijo que él levantaría un puente esa misma noche con piedra de la cantera del Mèdol que sería de fuerte duración. Se le ofrecieron treinta bolsas llenas de moneda de oro y de plata. Más él no quería dinero. Decía que quería el alma del primero que bebiera el agua que pasara por el puente del diablo.

Y trato es trato. El puente fue construido y al día siguiente el demonio esperaba al otro lado del puente el cumplimiento de la palabra dada. Mientras tanto, el maestro y sus operarios desde la otra parte del puente le enseñaron un asno que fue el primer habitante que bebió de aquella agua, por lo que burlaron al demonio, que no tuvo más remedio que quedarse con el alma del asno. »



Cómo llegar? 

Para llegar hasta el acueducto y visitarlo, podemos hacerlo de varias maneras:

- Si venís en coche desde Barcelona, podéis aparcar en el área de descanso de la autopista ( AP- 7 ) y llegar hasta el acueducto desde la pasarela que hay para ello. 

- Si vais en coche pero no queréis dejarlo en el área de descanso si venís desde Barcelona o si venís desde Castellón o en esa dirección, podéis coger la N- 240 que va de Tarragona a Valls y allí hay una entrada con parking gratuito donde se pude dejar el coche. 

- Si estáis en Tarragona y no tenéis coche o no queréis usarlo, hay varias líneas de autobús ( 75 y 50 ) que os dejan en la misma puerta de entrada al recinto. 


Otros datos

- La entrada es libre y gratuita. 

- Por favor, mantened todo en orden, no dejéis basura y no molestéis a los animales. 

- El acueducto aparece en la película La teta y la luna dirigida por Bigas Luna. 

- En 1905 se declaró Bien Cultural de Interés Nacional y 2000 Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO como parte del Conjunto arqueológico de Tarraco. Tras la adquisición del terreno por el Ayuntamiento de Tarragona, se inauguró en 2005 el «Parque Ecohistórico del Puente del Diablo» para proteger tanto el monumento como su entorno natural.


*Muchas gracias por no coger las fotos, aunque no estén firmadas porque creo que le quita belleza una marca de agua, son hechas por mí por lo que por favor, si las vais a usar, consultadme antes. 

4 comentarios:

  1. Madre mía a este ritmo no me da la vida visitar todo lo que proponéis pero aún así apuntado. Gracias

    ResponderEliminar
  2. Muy chulo, nosotros estuvimos hace 2 años por mi cumple ( me encanta la historia) , y fue una experiencia enriquecedora, la disfrute mucho, después nos fuimos a Tarragona, la zona más antigua, y alli casi lloro de emoción 😉. Gracias por hacerme recordar, volveremos con la peque. Un saludo 😊

    ResponderEliminar

Si quieres dejarme tu opinión sobre este tema, estaré encantadísima de leerla y porfa, si te sale el cuadrito de verificación de palabras, házmelo saber, teóricamente está desactivado.
Gracias!