lunes, 9 de marzo de 2020

SU adolescencia ME está destrozando.


Lunes, 9.30 de la mañana y yo ya estoy con una mierda de tila porque sino, me tumbaré en la cama a llorar y no saldré nunca más... Y creo que no es plan.


Tras un fin de semana que hubiera sido genial del todo si no hubiera estado empañado - como cada día - por la mierda de la adolescencia del mayor, el lunes no empieza mucho mejor... Aunque para qué me voy a engañar, anoche ya me fui a dormir sabiendo que esto iba a pasar... 

Os aviso si seguís leyendo... Este post no va a ser bonito, es un desahogo y estará lleno de tachaduras de palabrotas, porque tengo que soltarlas... Porque, literalmente, la adolescencia de mi hijo me está destrozando. 

AVISO: si sigues leyendo, esto no es una crítica a mi hijo, es la descripción de una situación.



Ni siquiera sé por dónde empezar... No sé qué hemos hecho mal, o qué he hecho mal, porque realmente a quien desafía, a quien destroza poco a poco, a quien contesta, desprecia, etc, es a mí... 
A mi marido le contesta, pero no le pone al borde del precipicio... 


A veces me cuestiono a mí misma si el haberle dado siempre todo... En el sentido de querer llevarle a un buen colegio, que llevara buena ropa los findes ya que entre semana va con uniforme, quizá todo eso ha sido un error... 

O quizá ha sido el ser estricta: querer que se comporte bien, que tenga buenos modales, que sea buena persona, que saque buenas notas... Que haga deporte... 

No lo sé, sólo sé que me lo cuestiono todo y me retumba en la cabeza el hecho de que quizá no soy una buena madre, que quizá hay algo que hago mal... Pero luego veo a la pequeña y pienso que tan mal como madre no debo ser, pero ya dudo hasta de mí misma... 

Muchos de los que me leáis pensaréis que soy una exagerada, que todas las madres pasamos por esta fase de tener hijos adolescentes - YA LO SÉ - y que nosotras también lo hemos sido - yo fui muy contestona pero " acataba órdenes " sin rechistar - y que no es para tanto. 
Pues bien, a mí, me está destrozando. A parte de las buenas notas que saca, lo demás, va de mal en peor. 


Su habitación es un caos, lleno de ropa por todos lados, bambas, paquetes de chuches que se compra a escondidas, papeles, etc... 
El bote de la ropa sucia debe tener vida, o eso creerá mi hijo porque se llena sólo... Parece ser que por la noche va recogiendo la ropa sucia que hay esparcida por todos lados... ( Porque que él la meta dentro es impensable y su madre ... No creo, no? ). 


El armario? Miedo me da guardar la ropa recién planchada porque cuando lo abres, lo único que ves son montañas de ropa limpia y antaño sin una arruga... Porque parece ser que tampoco se sabe cómo pero se " espachurra" sola dentro del armario...
Posiblemente por la noche entra un mapache en casa, se acurruca en su ropa para estar calentito y por las mañanas sale sin hacer ruido... 


Las lentillas, el pelo, la ropa, etc, son su obsesión... Con 12 años...

Y la perdición: los " aparatitos"...
Ni con el control parental podemos ya con ellos... Cuando no puede con uno, intenta con otro, ya sea mi Ipad, la tablet de su hermana... Los coge a hurtadillas...
Y la play? le cambia el carácter... Es jugar con ella y desatar el monstruo...  Ya sin hablar de cuando hay que dejar de jugar ( entre semana no puede y el finde tiene unas horas establecidas )... Los " ya voy, un momento, ya acabo, me queda un minuto..." se hacen eternos hasta que desconectamos wifi y se la lía gorda...

No hay día que no pasemos sin gritos, lloros, portazos, palabras que hieren...


Que sí, que los adolescentes hacen eso, todos, en mayor o menor medida... Pero es que aún no he acabado, dejo para el final lo que más me duele, lo que me está destrozando...

No me hace caso a nada de lo que le digo... Que no puede salir a la calle a jugar... Él te dice que sí, abre la puerta y se va...
Da igual que le digas que tiene que poner la mesa con su hermana, él no lo hace y punto.
Da igual que le digas que tiene que ir rápido por las mañanas, él va a su ritmo y " no es culpa mía si voy lento, hago lo que quiero, no me importa si llegamos tarde, despiertame antes " y muchas más son sus frases...
Da igual que estemos en casa, con familia o con amigos, en la calle, en un restaurante o donde sea, me niega todo lo que digo, me desacredita y lo peor, me falta al respeto y me grita delante de cualquiera.


Se ha convertido en un infierno, os lo puedo asegurar y me mata por dentro... 
La disciplina positiva ya no sirve y chillo, y lloro e incluso se ha llevado algún tortazo ( clamad, al cielo, llamad a la poli, condenadme al inframundo... ) pero esto es peor que un calvario...

No soy la misma; estoy más apagada, triste, sensible, todo me duele, todo me sienta mal, me enfado a a mínima con quien no lo merece y y me da pánico el tener que despertarlo por la mañana, ir a buscarlo a cole y que llegue el fin de semana... Mi ansiedad y yo, sufrimos... 

Su definición de mí. ridícula, vergonzosa, mala persona, criticona, pesada, vaga, mala cocinera y gorda y fea ( todas estas palabras son textuales... ). 

Qué hago mal? Si alguien puede iluminarme que me lo diga ( y nada de psicólogos, que ya vamos... ) Siento que estoy fallando como madre y estoy, poquito a poco, me está matando...





8 comentarios:

  1. No tengo ni idea de por lo que estás pasando (que lo explicas muy bien pero no me ha tocado aún) pero quiero mandarte un abrazo gigante y decirte que seguro que lo estás haciendo genial y que eres la mejor madre que tu hijo podría tener. Ánimo y si necesitas decir tacos sin tacharlos ya sabes dónde estoy (que eso sí se me da de puta madre).

    ResponderEliminar
  2. Te entiendo perfectamente, perfectamente. Es un infierno. A mí me ayudó muchísimo un consejo que me dieron; primero: no le pases ni una, ponre dura, limites muy claros, ya puede aullar; informale de sus derechos reales (casa, comida, abrigo y educación), que le quede muy claro que el resto, incluyendo cacharritos, son un privilegio que le dais porque quereis y que le podeis quitar cuando querais. Si no le queda claro le informais de que podeis acudir a la policía para que le informe de sus derechos y opciones incluso la de renunciar a su familia. Le explicarán como funciona un centro social de acogida de niños. También les informamos de sus deberes. Uno de ellos EL RESPETO A LOS PROGENITORES. Suena muy duro, pero es que la situación llega a ser desesperada como bien lo estás viendo. A mí me está funcionando el método de tolerancia 0 con el mayor. Ah! No discutas con él. Tu ordenas y él obedece porque así funciona. El dialogo es un plus que él se tiene que ganar. Esto no vale para todos los adolescentes, sólo paea los que traspasan repetitivamente ciertos límites. Y creo que sabes a cuales me refiero. Ánimo! Cualquier cosa aquí me tienes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira que le pongo límites pero creo que voy a seguir el tema de los derechos que me comentas...
      Voy a pasarle tu comment a mi marido y a ver si conseguimos una estrategia.
      Muchas gracias!!!!!

      Eliminar
    2. Espero que te funcione como a mí, pero cada niño es un mundo y esto funciona con prueba y error prueba y error :_(

      Eliminar
    3. Yo lo intento, mil gracias!!!!

      Eliminar
  3. No es por echar más leña al fuego, tienes un dictador incipiente,le falta menos de lo que imaginas para pasar a agredirte, estoy totalmente de acuerdo con Dacil.Estas a tiempo de aunque os cueste la vida cortar por lo sano.
    Cada vez que te ve humillada es un escalón hacia arriba.
    Estás a tiempo ,duele denunciar a tu propio hijo,los psicólogos no funcionan,hay que tomar medidas más drásticas.
    Es fácil dar consejos o sugerencias por escrito, teniendo en cuenta que en estos momentos estás anímicamente débil, pero por favor piénsalo,si alguien tiene que llorar que sea él.
    No puedes dejar que se convierta en un maltratador psicológico estáis luchando contra ello una y otra vez.
    ¿Como empezar a tomar tu puesto como madre?
    No ordenes su habitación y coloques su ropa.
    Pequeños pasos y firmeza. Obviamente tu marido tiene que acompañar tus decisiones firmes y sin miedo.
    Decirle alto y claro que a la primera falta de respeto le denuncias.
    Pero por favor abrir los ojos, vuestro hijo está en zona roja haciéndose el amo de la casa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tranquila, si yo lo que quiero es que me digáis, para así yo ver opciones de comportamiento por mi parte, etc.
      Yo le digo a mi marido que se está convirtiendo en un pequeño tirano..

      Gracias por toda tu aportación, seguiré tus consejos.

      Un abrazo!!!!!

      Eliminar

Si quieres dejarme tu opinión sobre este tema, estaré encantadísima de leerla y porfa, si te sale el cuadrito de verificación de palabras, házmelo saber, teóricamente está desactivado.
Gracias!